El domingo San Martín comenzará con la segunda parte de la temporada 2017/18 de este torneo de la B Nacional. Enfrentará a las 18 a Los Andes (a pesar de que se barajaron otros horarios) y Forestello sabe que hay una sola condición de ahora en más: Ganar lo más que se pueda.

Sin muchos amistosos el equipo se fue armando

Para esto el entrenador no tuvo muchas posibilidades de pruebas de cara al inicio, sólo jugaron un partido amistoso con San Jorge el lunes 15 de enero en el complejo Natalio Mirkin, allí los titulares perdieron 1-0 mientras que en el segundo tiempo (partido) los suplentes ganaron 1-0 (gol de Nicolás Benegas).

Estos resultados nada significan a la hora del análisis a consciencia, porque los amistosos se dieron en un contexto poco formal y a la vuelta de las tareas más pesadas en Perico, lo que significó un rendimiento dispar del plantel Santo.

Luego por diferentes motivos no se pudieron llevar a cabo más amistosos. Igualmente el entrenador no dejó de hacer fútbol en estas semanas y desde el inicio de los trabajos en Tucumán comenzó a parar un equipo que poco se modificó salvo algunos jugadores que por golpes fueron reemplazados.

La base de Forestello

Es verdad que todavía quedan varios días hasta el domingo, Forestello tiene en claro el esquema para este nuevo San Martín: jugará con 4 defensores, 3 mediocampistas y 3 delanteros, los jugadores que vienen practicando en esta táctica son Correa; Serrano, Acevedo, Benegas y Maximiliano Martínez; Galeano, Bossio, Damián Arce; Busse, Bieler y González.

DIFÍCIL DE PASAR. Llegan refuerzos en su puesto pero Serrano siempre está. FOTO: Rodrigo Mendoza

De este equipo base hay que destacar algunos puntos. El arquero que vino jugando estos días fue Cristian Correa en lugar de Ignacio Arce, quien sufrió un desgarro las últimas semanas de trabajo pero que ya se encuentra en condiciones de jugar, de hecho ya practica junto al primer equipo de manera normal, Forestello deberá decidir si mantiene el 1 o lo cambia.

En cuanto al puesto del lateral derecho, el 4, por ahora la pulseada la sigue ganando Rolando Serrano, porque Alejandro Albín llegó en la última etapa de la pretemporada y si bien físicamente está a punto, deberá acomodarse en lo futbolístico al equipo.

En ataque los mayores cambios y apuestas

La mitad de la cancha estará conformada por Juan Galeano y Damián Arce que serán los caudillos de Lucas Bossio que se quedó con puesto de volante central tras la partida de Sebastián Prediger. Los volantes que cumplirán las funciones de interiores por derecha e izquierda tendrán la responsabilidad de trasladar el balón al frente de ataque.

En el ataque, Forestello tiene claro que el número 9 es Claudio Bieler y a él habrá que asistir de manera efectiva para que lleguen los goles que dan victorias. Para eso apuesta por el “Pampu” González en izquierda, que con velocidad y presencia en área puede ser otra carta de gol y por derecha se la juega por Walter Busse, que buscará la habilidad del salteño para romper líneas.

Si bien el equipo no está definido, esta es la idea que se vino desarrollando durante las semanas de trabajo, y así fue quedando en claro que el equipo será muy ofensivo y que se tratará de llevar vértigo constante a los equipos rivales, que suelen venir a La Ciudadela con juegos mezquinos.

¿Què te pareció esta nota?
  • Interesante (16)
  • Una cagada (5)
  • Impresionante (2)
  • Màs o Menos (2)
  • Aburrida (0)

Comentarios

comentarios