Esto nos dejaron los rendimientos individuales de los jugadores que esta temporada le negaron a San Martín, la posibilidad de volver en el 2015 al Nacional B.

Diego Pave: Salvo errores puntuales como el partido en Salta, ante Juventud Antoniana fue lo más regular del equipo. Volvió a demostrar que es un líder de este equipo, una capitán sin cinta dentro del campo de juego. De los mejores jugadores del equipo desde que San Martín esta en el Argentino/Federal A.

Emanuel Martínez : El defensor que no fue un gran refuerzo para el equipo. Nada de proyección, sin marca , nunca fue una opción para el equipo. Errores infantiles especialmente cuando el Santo hacia de local, sin dudas sintió la presión.

Pablo De Muner: El símbolo de la defensa. Cuando se puso en forma fue de lo mejor de San Martín, voz de mando en el fondo, ordenado, firme por arriba y por abajo, y hasta se dio el lujo de convertir dos goles, y  cuando el equipo lo necesitó, jugó hasta de nueve.

Alejandro Rebola: No fue la mejor vuelta de “Ale” al club. Indeciso, frágil en la marca, cometiendo errores infantiles, raro en un tipo con su experiencia. Jamás fue una garantía y varios goles que sufrio San Martín este semestre fueron por su culpa. Se hizo expulsar en dos oportunidades.

Maximiliano Martínez: La revelación de este torneo. “Maxi” tuvo una buena temporada en el elenco de La Ciudadela, fue una salida constante, atacó, marcó y puso lo que hay poner para vestir esta camiseta. Demostró que hay que darle confianza a los chicos del club.

Facundo Rivero: Jugó poco y nada. Borrado en el arranque por Bernasconi, recién apareció con J.J. López aunque con poco ruedo. Cuando le tocó jugar cumplió y mostró sus condiciones.

Franco Zambrano: Arrancó firme en defensa, pero después se fue desinflando y cometió múltiples errores que le costaron muchos puntos al equipo como contra Juventud Antoniana y Zapla. Terminó perdiendo su lugar en la era López.

Gerardo Pérez: No fue ni el 4 ni el 8 que debería haber sido. Poca técnica para manejar la pelota y cero visión del juego fue lo que mostró el ex Tiro Federal. A la hora de atacar se equivocó demasiado.

Matias Fernández: Seguramente su llegada a San Martín fue producto del conocimiento que Bernasconi tenía de él, porque adentro del campo de juego no mostró nada de lo que supuestamente se vió del mediocampista. Para la frutilla del postre, hoy tiro afuera dos goles prácticamente hechos.

Lucas Bossio: Buena temporada del volante, demostró que no le pesó esta camiseta, un jugador muy sacrificado, cuando fallaba en sus pases le sobraba voluntad para ir a buscar la pelota. El mejor refuerzo.

Edgardo Díaz: Otro que pasó sin pena ni gloria, y podrá decir que se dio el lujo de jugar en San Martín. Salvo en el 7-0 ante Aconquija sus actuaciones fueron flojas. Nunca fue el carrilero que se esperaba.

Albano Becica: Se nota con verlo dar un pase nomas que es el diferente del equipo. Sin dudas no tuvo su mejor nivel pero cuando estuvo bien y cuando quiso, fue un verdadero crack. Al final se terminó encerrando en su individualidad. Nunca tuvo un buen compañero de juego.

Carlos Chacana: Su llegada trajo mucho interés y se pensaba que podía dar una solución con toda su experiencia. Pero jugó poco y nunca fue el jugador que se esperaba en estos meses.

Matías Galvaliz: Arrancó bien mostrando un buen manejo de pelota y parecía el socio ideal de Becica. Pero tuvo demasiada irregularidad y no se afianzó en el equipo. Con la llegada de López a veces ni concentró, y jugó muy poco.

Facundo Silva: Arrancó lesionado y en un torneo tan corto le costó ponerse a punto. Alternó buenas y malas demostró que tiene muchas ganas y una gran técnica. Pero muchas veces pecó de individualista.

Gonzalo Rodríguez: A “Torpedo” le faltó serenidad y afinar la puntería para ser el delantero desequilibrante que se buscaba. Erró demasiados goles, pero mostró mucha potencia y velocidad. Le falto más paciencia para convertir.

Fabricio Lenci: El goleador que no fue. Un “9” de área no puede fallar tanto a la hora de definir y por eso se perdieron varios puntos en el camino. En ocasiones luchó por el equipo pero en su tarea individual fallo muchísimo.

Maximiliano Velasco: Goleador que tampoco cumplió con su cometido. Un poco pesado y a veces le faltó voluntad para buscar la pelota, más que nada en sus primeros partidos. Una vez que estuvo bien físicamente, terminó jugando de titular los últimos partidos, pero tampoco fue la solución esperada en el ataque del Santo.

Brian Meza: Jugo pocos partidos también. Otro que pasará sin pena ni gloria por el club en esta temporada.

Lucas Chacana: Casi borrado estuvo el delantero. Ni con Bernasconi, ni “Jota Jota” jugó mucho. Salvo algunos minutos, poco se puede analizar, de un jugador que intervino poco en el juego del equipo.

 

¿Què te pareció esta nota?
  • Impresionante (0)
  • Interesante (0)
  • Màs o Menos (0)
  • Aburrida (0)
  • Una cagada (0)

Comentarios

comentarios