San Martín Rugby Club ganó un partido muy chivo y de a poco la ilusión de marcar el camino del Rugby Desarrollo de la provincia se va convirtiendo en una realidad. Tras ganarle a San Isidro de Lules por 28 a 24, los muchachos quedaron en la punta del torneo a la espera del choque con La Querencia, el equipo de Alberdi que perdió la cima a mano de los albirrojos.

Todas las fuerzas y las espectativas estaban en el choque del sábado por la tarde en el complejo Natalio Mirkin. Es que San Martín jugaba de local y si ganaba pasaba a la punta del torneo porque La Querencia tenía fecha libre. Es por eso que desde el minuto cero los Cirujas salieron decididos a llevarse el partido, aunque la presión al principio le jugó en contra.

Si bien comenzaron ganando con un try de Julián Martínez convertido por Javier Busnelli, luego las destantenciones en las marcas y el abuso de los tackles altos en el equipo Santo hicieron crecer el juego del conjunto luleño, terminó dando vuelta y dejando un parcial de 17 a 10 en el final del PT.

Promediando la primera etapa, uno de los pilares y referente del equipo se lesionó. Humberto Moisés hizo una mala fuerza en un scrum y sintió el tirón en el gemelo de la pierna izquierda, lo que lo hizo abandonar la cancha. Con la bronca encima se puso a arengar a sus compañeros para que “dejen la vida y salgan como yo si es necesario, porque a este partido lo ganamos o lo ganamos“.

Al parecer el mensaje llegó y los muchachos salieron con todo en el ST. Con muchas idas y vueltas y más corazón que buen rugby, los chicos de San Martín empezaron a descontar puntos y poner en jaque a San Isidro. Apoyaron tres veces más la guinda para llegar al objetivo. Llegó el primero de Busnelli  para poner las cosas más parejas en el marcador, luego otra vez el “Drak” calmó los ánimos con un try bajo los palos, cuando los de Lules otra vez estaban arriba.

Y a sólo 4 minutos del final, cuando la cosa parecía difícil y San Martín perdía por cuatro puntos de difencia (estaban 21 a 24) otra vez el temple y la garra de todo el pack de fowards empujó a Gonzalo Cristo, que en una avalancha humana terminó apoyando la ovalada y convirtó el try de la victoria. Luego el “Drak”, que no falló ninguno de los disparos que tuvo en la tarde, la metía en la “H” para dejar las cosas en el 28 a 24 final.

Con este importante triunfo los muchachos se subieron a la punta del Torneo Desarrollo, y si bien el camino a la gloria es hermoso, también es pedregoso. Por eso la alegría es mayor, ya que a pesar de las dificultades, este grupo está demostrando que en la díficiles más fuertes se hace. La próxima fecha les tocará otra parada durísima, deberán enfrentar de visitantes a La Querencia, a los mismos que en la tarde del sábado le arrebataron la punta. Empiecen a alquilar balcones, que la lucha por la punta será imperdible.

La intermedia campeona

Los muchachos del equipo de Intermedia organizaron un campeonato amistoso con sus pares de La Querencia y Tafí Viejo para no estar inactivos. En el primer partido los del Santo le ganaron por 12 a 5 a los de Tafi Viejo, mientras que en el segundo le ganaron a La Querencia por 19 a 15. De esta manera ellos también festejaron y siguen sumando su granito de arena para que el rugby en San Martín siga creciendo.

¿Què te pareció esta nota?
  • Impresionante (0)
  • Interesante (0)
  • Màs o Menos (0)
  • Aburrida (0)
  • Una cagada (0)

Comentarios

comentarios